El seating plan más original

Uno de los momentos más esperados y divertidos de una boda es cuando la gente busca su mesa, porque está impaciente por saber dónde y con quién se sienta.

¿Por qué no prepararlo de una manera original? Olvidaros de las típicas listas y sorprender a vuestros invitados.

El seating plan se ha reinventado y ya forma parte de la decoración y de uno de esos rincones bonitos protagonistas de la celebración, adaptado a los estilos de boda, como el romántico, el rústico, el bohemio o el vintage, entre otros.

Cada pareja lo personaliza según su estilo de celebración, ese que decidáis como el hilo conductor de toda la jornada.

El seating plan más original

Tener en cuenta el entorno en el que se celebre el banquete y disponer la organización de las mesas con un seating plan vistosos. Por ejemplo, objetos como una pared de piedra, un caballete de madera, las ramas bajas de un árbol, una pizarra, platos, pinzas, marcos de madera, mapas, botellas, macetas, cuerdas, cintas… O temáticas como un viaje, el cine, series de TV, canciones, libros… son elementos que os pueden servir como base para disponer los nombres de todos vuestros invitados.

Lo divertido es ser original y diferente en este momento. Es cuando los elementos decorativos toman importancia.

Es una tarea que os ha llevado tiempo, porqué decidir dónde sentar a la gente, cuadrar las mesas, el número de personas que se sienten en ellas e intentar que todo el mundo esté contento con vuestra decisión, no es tarea nada fácil. Vuestra satisfacción será total cuando veáis que algo tan complicado ha encantado a todo el mundo… o a casi todo.

De ser un simple cartel con un listado de nombres asociado a cada número de mesa, el seating plan ha pasado a ser algo mucho más original y divertido.

Temáticas para el seating plan

El seating plan o disposición de las mesas ha evolucionado mucho. De ser un simple cartel con un listado de nombres asociado a cada número de mesa ha pasado a ser algo mucho más original y divertido. A través del seating plan seguro que podréis sacarle una sonrisa más a vuestros seres queridos.

¡Hay tantas ideas originales! Por la red encontraréis tantas que hasta os será difícil decantaros por una, porqué realmente son ingeniosas, muy diferentes y divertidas. ¡Querrás casarte más de una vez para sorprender con todas ellas a tus amigos y familiares!

Vamos a explicaros alguna:

  • Si queréis darle un toque romántico al seating plan y os gusta la naturaleza, podéis utilizar macetas con plantas aromáticas donde esté el número de la mesa y los nombres.

  • Si sois amantes de los viajes, ¿por qué no asociar la mesa y a cada invitado a una parte del mundo? Incluso a lo mejor a algunos invitados los conocisteis en lugares concretos, o viajasteis con ellos, o su lugar de origen es uno especial. Seguro que ellos al verlo y recuerden o averigüen el porqué de ese sitio asignado, se sentirán personalmente cuidados y atendidos. También podéis utilizar maletas antiguas, dándole un toque más retro.

  • Si sois amantes del mar, poner los nombres de las personas en barquitos de papel y que las mesas tengan nombres de animales marinos o de vientos o de nudos marinos…tendréis un seating plan muy marinero

  • Si os gusta el vino, darle a cada mesa el nombre de un tipo de vino y escribir el nombre de los invitados en tapones de corcho.

  • Hacer jugar a vuestros invitados con una pequeña gimcana para averiguar la mesa. Por ejemplo, pescando patitos de feria para averiguar dónde hay que sentarse. O creando pequeñas tarjetas tipo “rasca y gana” con el nombre del invitado y al rascar aparezca el número de la mesa. ¡Será un momento más que divertido!

  • Aprovechando para hacer un detalle, podéis atar los cartelitos con los nombres y número de mesa a mini réplicas del ramo de la novia. O coloca los nombres en saquito aromáticos, en chapas o imanes de nevera.

  • Disponer los nombres en platos de porcelana de diferentes tamaños y colores, representando cada uno de ellos a cada mesa, es romántico, elegante y original.

  • Si la música tiene que ver mucho en vuestra relación, disponer mesas y nombres en partituras, y que cada mesa tenga el nombre de un instrumento, de una canción o de un cantante.

  • Para sorprenderlos, crear un seating plan no con los nombres de los invitados, sino con fotos de ellos, incluso mucho mejor de fotos de ellos con vosotros. Despertará más de un recuerdo y se dibujará más de una sonrisa.

  • Ejemplos de estilo vintage es aprovechar viejos marcos de fotos o de cuadros de tamaños similares, cada uno en su estilo, un marco por mesa. Todos juntos darán un aspecto muy bonito y elegante.

  • Para un estilo rústico podéis utilizar una puerta o ventana vieja, un biombo antiguo… Cualquier objeto grande y antiguo puede servir, y colocar los nombres y mesas en los diferentes cuarterones o espacios. Es algo muy bonito y visual. Otra idea es también atar cartelitos con los nombres a llaves antiguas de diferentes formas y tamaños (es un detalle que además se podrán llevar a casa).

El seating plan: la identificación de las mesas

Dentro de la decoración de las mesas, hay un elemento que está estrechamente relacionado con el seating plan y es el número identificativo de cada mesa, que se vinculado a un listado o grupo concreto de invitados.

Decimos número porque es lo más sencillo, básico y habitual, pero también ahí podéis ser originales y apostar por otra alternativa. Eso sí, ha de estar vinculada con la temática del seating plan. Es decir, ya sean motivos marineros, musicales, de cine, de viajes, rústicos o antiguos. Podéis poner en lugar del número, la foto de una flor diferente o de un destino distinto en cada mesa.

También podéis hacer que esos soportes sean de materiales diversos (cartón, alambre, plástico, tela, etc.), pero eso sí, pensar que su tamaño ha de ser considerable para poderse ver desde lejos y que los invitados rápidamente identifiquen su mesa.

Ah! Y no os olvidéis de la mesa presidencial, la vuestra, también ha de seguir la misma tónica: aparecer en el seating plan y contar con el identificador en la mesa, aunque pueda resultar más que obvio. Muchos novios, como recuerdo, luego se quedan con ese detalle y se lo llevan a casa.

Pero, ¿y si queréis huir de todo protocolo y formalidad y a la vez os quitáis un quebradero de cabeza y le pasáis la pelota a los invitados? Podéis ser más informales y considerar a todo el mundo como de la familia, y hacer un NO Seating plan, es decir, que cada uno se sienta donde quiera… Como cuando uno llega a un restaurante con un grupo de amigos. ¡Todo es atreverse!

La mesa de los novios también ha de seguir la misma tónica: aparecer en el seating plan y contar con el identificador en la mesa, aunque pueda resultar más que obvio.

Hagáis lo que hagáis, hacedlo vuestro y hacedlo con todo el cariño, personalizarlo tal y como sois, lo que os gusta, lo que queréis transmitir, y que vuestros invitados os reconozcan y se reconozcan en vuestras vidas nada más verlo.

Todos a la mesa y ¡buen provecho!

Cada pareja lo personaliza según su estilo de celebración, ese que decidáis como el hilo conductor de toda la jornada.

Somnis de Boda te recomienda….

  • Allau Events

  • Anna Abellà

  • Embolic

  • Geni Medina

  • Hotel Gran Claustre

  • Restaurant Can Cirili

  • Restaurant Mas del Txep

By |2018-03-22T08:23:56+00:00marzo 22nd, 2018|Decoración, Protocolo, Restaurantes y Catering|Sin comentarios

Suscríbete a nuestro Newsletter

Apúntate a nuestra lista y te mantendremos informada sobre las principales novedades del mundo de la novia

Gracias por registrarte en nuestro blog, para acabar, comprueba tu correo electrónico para activar tu suscripción.

Acerca del autor:

Deje su comentario

For security, use of Google's reCAPTCHA service is required which is subject to the Google Privacy Policy and Terms of Use.

If you agree to these terms, please click here.